martes, 26 de mayo de 2009

LA LOCURA...


Decían de ella los antiguos que era una señal distintiva que los dioses enviaban a los elegidos…

Erasmo, en el Elogio que de ella hace, no la presenta como un privilegio de unos pocos sino como algo bastante común al género humano, generalizado a la especie como una necesidad de supervivencia…Y así, a su amparo, se justifica la adulación, el olvido, la pereza, la molicie, la indiferencia, la estupidez…

Y el hombre, haciendo gala de su naturaleza contradictoria, la usa indistintamente. Como distintivo de singularidad cuando se trata de designar a aquél que, rompiendo toda norma, nos pone en evidencia con sus actitudes, sus gestos y sus palabras lo absurdo de nuestro funcionamiento que, por supuesto, nosotros consideramos cuerdo y sensato, al igual que el resto del mundo que permanece dentro de un orden establecido.

Pero ¿qué es el “orden establecido”?... ¿No es acaso el fruto de la locura colectiva?... ¿No es éste un mudo generado por la insensatez?...

Es ante este interrogante cuando se plantea la disyuntiva: Si el hombre responde desde la cordura se torna en loco, pasando a formar parte de los elegidos por los dioses. Si, por el contrario, asume la locura como algo consustancial al género humano y la ejerce, será juzgado como sensato.

(Karen Dinesen)

7 comentarios:

belijerez dijo...

Muy a menudo me juzgaron "loca", otras "sensata". Da igual los que juzguen el caso es sentirme yo misma, feliz, de acuerdo conmigo misma, coherente con mi sentir y pensar por lo tanto con el actuar.
Mis actos en la vida, hasta ahora, me han hecho sentirme VIVA FELIZMENTE. Eso es lo más importante.
Hazte a loca y vente "pa cá"....jejejeje

mary dijo...

bendita locura......, que razón tenéis.....como diría el sabio de mi pueblo..." si dicen que digan..."por supuesto ye el mas feliz....

Alipio dijo...

El de la locura y el de la cordura son dos países limítrofes, de fronteras tan imperceptibles, que nunca puedes saber con seguridad si te encuentras en el territorio de la una o en el territorio de la otra.

Arturo Graf

miner dijo...

Nunca te dijeron eso de !hazte el locu! Como que la cosa no va contigo.
Pues eso, hacerse el "locu" ye una manera de pasar de todo.
A mi me dicen, tu hazte el bobu, y yo, como me voy a hacer si ya lo soy. Mejor me hago el "listu" y, eso ye lo que hago.
Saludos

Karen Dinesen dijo...

Sí, Miner.Sí me lo dijeron. Bely, sin ir más lejos.Mira como cierra el comentario (jeje)

¡Que no, Bely, que no voy a Jerez! Que está "mu lejo".

Alipio: va a ser cosa de colocarse en uno y no acercarse a la frontera.¿o están superpuestos...?

Mary, tienes razón: "si dicen que digan".

Salud y abrazos.

Alipio dijo...

Alipio: va a ser cosa de colocarse en uno y no acercarse a la frontera.¿o están superpuestos...?

Yo, que vivo en Pinto, te recuerdo el ya famoso dicho de "entre Pinto y Valdemoro".

Y así estamos muchas veces.

Saludos

KIKELIN dijo...

Curioso: nada puede apreciarse correctamente desde un sólo punto de vista. ¿Y quién es el elegido para juzgar, un lado u otro?

Un beso.